viernes, agosto 18, 2006

UNA BUENA Y UNA MALA...


Ayer conversaba en postgrado sobre quienes son y quienes no son emprendedores.

Me viene a la memoria cuando mi amigo Enrique "Pacho" Umbert me dijo al respecto: Tengo dos noticias, una buena y una mala. La mala primero le dije y él largó: "No se aprende a ser Emprendedor". Y la buena?. "Todos somos emprendedores".

Coincido sobre todo con la buena noticia. Aunque debemos hacer una distinción. El Ser del Actuar. Ser Emprendedor es parte de la naturaleza humana. La capacidad de imaginar, crear, innovar y de elegir nos hace únicos entre las especies. Ningún animal puede hacerlo. En esta afirmación no existe ningún tipo de dicriminación. Todos es todos.

Pero que todos seamos no implica que actuemos en concordancia. Lo que marca la diferencia es pasar a la acción. Imaginar o decir algo no alcanza. Una definición reza: "Del dicho al hecho hay un Emprendedor.

Respecto a la mala noticia de Pacho, respetuosamente no coincido. Creo fervientemente en la capacidad de aprender. Del "estar siendo" y la hermosa oportunidad de cambiar. Claro que algunos tienen talentos adquiridos desde niños que les facilitan emprender, pero todos podemos avanzar. He visto muchos ejemplos en estos 15 años de estudio del tema. Siempre hay un "clic" que da inicio al proceso de cambio

Todos somos potencialmente emprendedores, pero esta en cada uno de nosotros aprender y decidirnos a actuar como tales.

Obviamente, Pacho piensa lo mismo que yo en este tema. Su mala noticia es solamente para tensionar, reflexionar y construir a partir de allí. De hecho, él enseña en distintos ámbitos lo que dice no es "aprendible".

Conclusión. Dos buenas noticias para cerrar la semana.

4 comentarios:

Gonzalo Roque dijo...

Acuerdo 100%. Todos tenemos al emprendedor adentro, el tema es encontrarlo y sacarlo en el momento justo. Sólo un comentario: para hacerlo nos tenemos que preocupar muy poco por lo que la gente diga. El emprendedor muchas veces es incomprendido. Y ese rechazo puede generar una fatal inacción. Te regalo esta frase de
Jack Welch: "Castigar los errores provoca que nadie se atreva a hacer nada".

Enrique "Pacho" Umbert dijo...

LO QUE A MI ME GUSTA DECIR EN LAS AULAS A LOS CHICOS COMO RECURSO PARA CAPTAR LA ATENCIÓN DE ELLOS , ES QUE QUE LES TENGO DOS NOTICIAS : UNA BUENA Y UNA MALA : " LA MALA QUE EMPRENDEDOR SE NACE" ( ESTO LO HAGO EN CHISTE PARA GENERAR SUSPENSO Y PREOCUPACION EN CLASE ) ...Y REMATO : LA BUENA ES QUE (ANTE EL ALIVIO DE TODOS ) " TODOS NACIMOS PARA SER EMPRENDEDORES ".

CLARO QUE SIEMPRE ACLARO QUE HAY MATICES , Y QUE HAY GENTE MAS VIRTUOSA QUE OTRAS EN DISTINTOS ORDENES DE ACTUACION , NO TODOS NACIMOS PARA SER EMPRENDEDORES SOCIALES, ECONOMICOS , POLITICOS , DEPORTIVOS , ETC.

Maria Elisa Finkelberg dijo...

Lamento decirles, señores que no coincido con UDs. No todos somos emprendedores.Como en todos los ordenes, en este mundo hay quienes nacemos emprendedores y nos transformamos en una especie de lideres de alguna mayor o menor parte del sistema ( desde nuestra familia hasta un pais , con el mundo entero como limite) Y hay otros que se transforman en los " creedores" de una idea ajena.
El engranaje funciona gracias a mentes inquietas por un lado y personas capaces de creer en otro y sumarse a un sueño, porque tampoco todos tienen la capacidad de estos segundos.
Sin ambas partes, creo que no funciona.

Edgardo Donato dijo...

Conversando con ustedes y con Maiti en particular, mi opinión es que podemos distinguir al emprendedor lider del emprendedor. Es cierto que son necesarios tanto los líderes como los "seguidores" de ese líder pero aún así existen seguidores emprendedores.
Aunque parece un trabalengua, uno puede seguir la idea y el sueño de alguien pero en forma comprometida y apasionada. Son los llamados intra-emprendedores o emprendedores corporativos. Ejemplos existen en cada empresa, cada ong, cada gobierno, cada institución religiosa. Siempre hay personas que sin ser los creadores trabajan creando desde su rol.
En definitiva, acuerdo con el concepto de Maiti pero a ambos los incluyo en la categoría de emprendedores. Quiénes no son entonces?. No son emprendedores (o no lo están siendo - que es más correcto -)aquellos que no protagonizan su día, que la vida los lleva por delante, que no se comprometen con lo que hacen. Cuesta ser categórico, porque al hablar de personas siempre hay grises. Debemos respetar al legítimo otro en su forma particular de ser. Decir que no estan siendo emprendedores solo sirve para ayudarlos, si ellos lo desean, a mejorar.